RSS

Bonitas historias del fútbol mundial: Drenthe

12 Feb

“¡Ponme dos cubatas, que sinó no aguanto todo el partido!”

Si te piden que digas algo de Drenthe, lo primero que te viene a la cabeza es un jugador de fútbol en sus ratos libres que lleva un ritmo de vida parecido al de los vampiros, puesto que su actividad se desarrolla principalmente por la noche. Pero lo que no saben muchos es la bonita historia que se esconde detrás de uno de los mejores jugadores negros de menos de 1,70m que han jugado en la banda izquierda del Hércules estos últimos dos años.

Royston Drenthe nació una fría mañana de agosto en Sant Sadurní d’Anoia, por lo que es catalán de nacimiento. A los pocos días de su nacimiento, sus padres se trasladaron a Holanda por motivos de trabajo (concretamente, porqué ahí cuesta mucho menos trabajo hincharte a porros) y allí dio sus primeros pasos el pequeño Royston. En el colegio ya apuntaba maneras. Bueno, apuntaba maneras de saltarse clase en una libreta que luego ponía en práctica los días lectivos. Royston nunca fue un gran lector ni un gran estudiante, pero jugando a fútbol tenía un ‘nosequé’ especial. Un día, con 17 años ya, jugando con sus amigos en la calle chutó una falta con tan mala suerte que le dio en toda la boca a un ojeador del Fenyenoord. El ojeador, tras ver tal falta de puntería y ineficacia de cara a portería, pensó “Ostias, el nuevo Kluivert, este tanto me lo apunto yo”(lo dijo en holandés, que seria algo tipo “jgfkdjflkssklsjsdkKluivertksjkdajksdmalodecojonesansjdn”). De ese modo, el problemático chaval que creía que la Tierra era redonda porqué Dios era Maradona, se convirtió de golpe en una  promesa del fútbol mundial.

Tras unos espectaculares registros de 34 partidos y 0 goles en dos temporadas, el joven Drenthe despertó el interés del Madrid. Si, el Madrid siempre ha preferido gastarse la pasta en cojos que tengan nombres raros a dar oportunidades a gente de la cantera como Mata o Negredo. Y aciertan, qué risas gracias a ello. Pues eso, con la promesa de cobrar en chocolate el Madrid se trajo a Drenthe, y allí empezó su verdadera leyenda: fiesta, fiesta, alcohol, fiesta, “Guti tu ser mi hermano”, fiesta, ridículo sobre el campo, y fiesta para celebrarlo. En pocos meses se había forjado una de las mayores estrellas de la noche madrileña de la historia. Su confirmación llegó el día que entró en directo en el programa ‘Mujeres y Hombres y Viceversa’ a través de una llamada telefónica. Lo había logrado, Drenthe ya era el mejor. Su actuación en el campo no era muy buena, incluso rozaba el ridículo en cada ocasión que tocaba el balón, pero eso no importaba: él y su hígado eran felices.

Pero la llegada de Mourinho al club fue un duro golpe para él. Por primera vez en muchos años, un entrenador en el Madrid no dejaba a sus jugadores hacer lo que les salía de los huevos y llegar a los entrenamientos más puestos de todo que los Rolling Stones en los setenta. En una difícil decisión, Drenthe decidió abandonar la noche madrileña para conocer la alicantina. Un año estuvo allí nuestro amigo, y tuvo tiempo para circular a 300 km/hora por la ciudad o darse de ostias con cualquiera que le llamara ‘Predator’, pero la cosa no cuajó. Un día por casualidad leyó (bueno, le leyeron) que el país con más borrachos por metro cuadrado era Inglaterra, y no lo dudó ni un segundo. Engaño al Everton diciendo que era una persona nueva, e incluso se quitó las rastas y se hizo un peinado a lo M.A. Baracus toh guapoh. Los inocentes del Everton se lo creyeron, y la broma se alarga hasta día de hoy. En estos momentos, Drenthe está luchando por conseguir la nacionalidad inglesa, creyendo que a su selección van los que tiene más problemas con la justicia, motivo por el cuál él seria titular indiscutible y capitán.

Veremos hasta donde llega esta leyenda viva del fútbol, ese jugador que no expulsa CO2 sino ron con cola, ese crack de la noche que conoce más porteros de discoteca que Guti, ese mito que rapea peor que Toni Cantó, ese genio que nos hace reír a todos. En el fútbol hay historias escondidas que parecen escritas por los mismos dioses griegos después de una fiesta con Laporta, y la de Royston Drenthe es una de ellas.

 
 

9 Respuestas a “Bonitas historias del fútbol mundial: Drenthe

  1. alberld

    12/02/2012 at 17:22

    El predator del futbol, DRENTHE!

     
    • kaskpurem

      13/02/2012 at 11:29

      ami este tipo me parece un listo por k a los del madrid no sdejo komo gilipollas esperando si valia para algo pero na se a tragao mas pasta el kabron i sige asi kon la edad k tiene i por xorra esta en buenos equipos en fin a veces la vida es dulce para los k van de moorroo

       
  2. Andrés

    12/02/2012 at 19:21

    Crack!

     
  3. primo de anónimo

    12/02/2012 at 20:29

    Simplemente un grande

     
  4. kos

    12/02/2012 at 22:33

    Juas, muy bueno este post.
    Aurten lortu beharko dogu geure kopa.
    Aupa Athletic!!!

     
  5. loscalvosfollanmás

    12/02/2012 at 22:42

    Todavía me estan callendo las lagrimas :´(
    Valla sentimiento, si señor
    Si hubieras nacido en el siglo 5 antes de Toquero, te hubieras llamado Sócrates valla mente privilegiada la tuya!

     
  6. Toquerista

    13/02/2012 at 16:11

    Muchas veces las acciones de Drenthe me han tentado a unirme a su religión, pero sigo siendo fiel al toquerismo, 100%.

     
  7. jose

    13/02/2012 at 17:25

    está mal traducido la parte que traduces en Holandés,sería ansdnasjdnajsdnajdnamkmdclmdscplmiernfiownfpowmeòmswpldmspmcdspmspmdsfm

     
  8. Hawwa

    16/02/2012 at 15:29

    Grande AcciDrenthe!!!

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: